Aprueban ley para impedir la inmunidad presidencial en las investigaciones

275

La mayoría del Senado estatal de Nueva York aprueba la legislación que busca evitar que ningún presidente use la inmunidad para impedir las investigaciones criminales

La senadora estatal y líder de la mayoría del Senado de Nueva York, Andrea Stewart-Cousins.
La senadora estatal y líder de la mayoría del Senado de Nueva York, Andrea Stewart-Cousins.

Este miércoles, la mayoría del Senado aprobó la legislación S.1408, conocida como “Ningún ciudadano está por encima de la ley”.

El proyecto de ley patrocinado por el líder adjunto del Senado, Michael Gianaris, evitará que los presidentes usen la inmunidad para impedir las investigaciones criminales al agotar el tiempo del estatuto de limitaciones.

Si se convierte en ley, los fiscales de Nueva York podrían llevar a cabo investigaciones sobre el expresidente Donald Trump y presentar cargos si se justifica. La medida fue aprobada en el Senado del Estado de Nueva York con 42 votos contra 21, en su mayoría entre partidos.

“Tenemos la suerte de que Donald Trump esté fuera de la Casa Blanca; sin embargo, no debemos olvidar los abusos de la ley que ocurrieron bajo su administración”, dijo la líder de la mayoría del Senado, Andrea Stewart-Cousins.

“Felicito al líder adjunto del Senado, Michael Gianaris, por asegurarse de que ninguna persona esté por encima de la ley en el estado de Nueva York, ni siquiera un expresidente. El presidente debe mantenerse al más alto nivel. La mayoría demócrata del Senado siempre luchará por la transparencia, la rendición de cuentas y la justicia al hacer cumplir las leyes del estado de Nueva York”, dijo la líder del senado estatal Andrea Stewart-Cousins.

-Aviso-

El patrocinador del proyecto de ley, el líder adjunto del Senado Michael Gianaris, dijo: “Cualquier presidente que infrinja la ley debe rendir cuentas sin importar el tiempo que pase en el cargo. Mientras nuestra nación se prepara para un segundo juicio político sin precedentes, debemos cerrar la brecha que permite a los presidentes escapar de la culpabilidad explotando los estatutos de prescripción debido a la inmunidad presidencial”.

La legislación detiene el plazo de prescripción de delitos presuntamente cometidos por un presidente y fue motivada por las repetidas maniobras legales del expresidente Donald Trump para luchar contra una citación de los fiscales de Nueva York, en busca de sus declaraciones de impuestos.