La captura del hijo del “Chapo” enfrenta al Gobierno mexicano y la oposición

80
Vista de un vehículo calcinado hoy tras los enfrentamientos de fuerzas federales con grupos armados, en la ciudad de Culiacán, estado de Sinaloa (México). EFE

EFE

Ciudad de México

La captura este jueves de Ovidio Guzmán, uno de los hijos de Joaquín “el Chapo” Guzmán más buscados por Estados Unidos, enfrentó al Gobierno, quien consideró al operación como un “gran logro”, y la oposición, quien dijo que la violencia en el estado de Sinaloa se debe a una estrategia fallida.

“La detención de Ovidio es una buena noticia para México y un logro del Gobierno de México de las Fuerzas Armadas mexicanas”, refrendó el coordinador del grupo parlamentario del Movimiento de Regeneración Nacional (Morena), Ignacio Mier.

No obstante, Mier pidió cautela para evitar especulaciones sobre el tema, motivo por el que rechazó la solicitud de la oposición de incluir la detención en la agenda de la sesión parlamentaria de este jueves.

Por su parte, el opositor Partido Acción Nacional (PAN) denunció la fallida estrategia de seguridad tras la detención del narcotraficante, que derivó en enfrentamientos violentos y actos de terror en Sinaloa.

“Este es el resultado de la política de abrazos a los criminales, porque desde que el presidente Andrés Manuel López Obrador ordenó liberar a Ovidio Guzmán (en un operativo fallido en 2019), abrió el camino para que todos los narcotraficantes ataquen a la población civil”, afirmó Marko Cortés, presidente nacional del PAN.

Cortés se refirió al “cualiacanazo”, operativo en el que las fuerzas federales arrestaron el 17 de octubre de 2019 a Ovidio, pero lo liberaron horas después por actos violentos del Cartel de Sinaloa, del que es uno de los líderes.

La detención del hijo del “Chapo” provocó este jueves bloqueos en distintas vialidades de Culiacán, capital de Sinaloa, además de enfrentamientos en diferentes puntos de la ciudad y vehículos incendiados, por lo que las autoridades estatales pidieron a la población resguardarse en sus domicilios.

Desde el también opositor Partido Revolucionario Institucional (PRI), la senadora Claudia Ruiz mostró su solidaridad con las familias sinaloenses “ante los graves hechos de violencia”.

“Estamos atentos a los anuncios oficiales de las autoridades, quienes deben garantizar la seguridad en todo el país. México merece paz”, reclamó.

GOBIERNO DICE CONSTRUIR LA PAZ

Los representantes de las secretarías de Seguridad y Protección Ciudadana (SSPC) y de la Defensa Nacional (Sedena) confirmaron en una conferencia de prensa celebrada este mediodía la captura de Guzmán y reiteraron la postura pacificadora del Gobierno.

“No venimos a ganar una guerra, venimos a construir la paz”, manifestó Rosa Icela Rodríguez, titular de la SSPC.

Luis Cresencio Sandoval, titular de la Sedena, concluyó que el operativo significa un golpe a la cúpula del grupo criminal que refrenda el compromiso del Ejecutivo con la seguridad.

Todo ello ocurre días antes de la llegada del presidente estadounidense, Joe Biden, quien el lunes visitará México para la Cumbre de Líderes de América del Norte.